PREMIO DE INNOVACIÓN Y CALIDAD 2014 PARA EL BIBLIOBÚS MUNICIPAL DE MÁLAGA

Recogiendo el Premio a la Idea Innovadora (categoría individual) por el trabajo: Implementación del uso exhaustivo de las Redes Sociales en la Red de Bibliotecas Públicas como vehículo de Atención a la Ciudadanía

Recogiendo el Premio a la Idea Innovadora (categoría individual) por el trabajo: Implementación del uso exhaustivo de las Redes Sociales en la Red de Bibliotecas Públicas como vehículo de Atención a la Ciudadanía

El pasado viernes tuvimos la suerte de recoger de manos del Excmo. Sr. Alcalde de Málaga un Premio por la autoría de la idea innovadora galardonada por el Jurado de los Premios anuales de Calidad 2014. En este caso participamos con un proyecto titulado “Implementación del uso exhaustivo de las Redes Sociales en la Red de Bibliotecas Públicas como vehículo de Atención a la Ciudadanía” dentro de la categoría de IDEAS INNOVADORAS.

Y nos lo dieron. Eramos 16 candidatos con propuestas serias e importantes, todas ellas fruto del trabajo callado y muchas veces solitario de compañeros que observan y evalúan mientras curran, que estudian la forma de hacerlo mejor, que se consideran servidores y ciudadanos y ofrecen lo mejor que su profesionalidad les permite dentro de las posibilidades que ofrecen las circunstancias de la Administración y de la economía en cada momento.

El Bibliobús Municipal está a pie de calle 220 días al año. El Bibliobús visita de manera pautada y constante las 17 paradas de su itinerario semanal y presta servicios tradicionales. Pero además cuenta con casi 2000 seguidores virtuales en sus perfiles de Facebook o en los tableros de Pinterest que día a día regamos como un jardín. Tiene comunicación con multitud de usuarios a través de chats, entradas de blogs, etc. Hemos abierto las puertas al futuro dejando entrar a los receptores finales, a los usuarios, que al ejercer su derecho a la Información también están colaborando en la calidad y pertinencia de ésta así como a la Mejora Continua de los Servicios Públicos.

Los resultados ya empiezan a notarse. Tenemos más visitas, tenemos más apoyo, tenemos más amigos y ahora también nos dan premios. Eso está muy bien.  Pero también hay que recordar que todos los proyectos que están en marcha y que han sido valorados para otorgarnos este galardón NO HAN SUPUESTO GASTO PRESUPUESTARIO ALGUNO, entresacando de nuestras tareas diarias aquellos minutos que nos sirven para conectarnos con nuestros usuarios, solucionar sus demandas si las hay y fomentar el uso y el apoyo de la Ciudadanía a nuestra Red, nuestras instalaciones y nuestros Servicios.

El Premio que hoy nos ocupa pertenece en parte a mucha gente. Vamos a estar unos días dando la lata con imágenes y agradecimientos pero es que son muchas y muchos de los que nos tenemos que acordar porque sin su apoyo constante no hubiera sido posible alcanzar ningún éxito.

Gracias a Pepe de la Torre y Miguel Pineda, bibliotecario y conductor que se dejan la vida en y por  las bibliotecas (móviles o no). Gracias a usuarios como Jose Srka, Juan Jesús Lopez. Tomás Pérez Benz, Antonio Benitez (D.E.P) que seguro que nos guiñaría un ojo y nos animaría a seguir el buen camino, el de los libros. A Marina, a Luisa, a Olga, a Javier, a Fany, a Lucas, a Cuki y a sus tres retoños, a Trinidad y Fina, a Ana e  Isabel. A todos los que nos tienen en su agenda como cita obligada. Y por supuesto a nuestra Asociación, ACLEBIM, con Roberto Soto a la cabeza y con Damas y Caballeros de la Mesa con Ruedas (y libros) Nuno Marçal, el Lancelot lusitano, Rodrigo Araya y sus aventuras en Chile, e Isabel, Ana. A Nati, Natalia, Joaquínpor su continua investigación sobre el trabajo bibliotecario de los de la legua. Y tantos otros: EL PREMIO NACIONAL AL FOMENTO DE LA LECTURA 2013 es la joya que necesitamos los bibliomovileros y en unos días tendremos la suerte de verlo también en nuestras vitrinas.

El trabajo bien hecho y la mina de oro que son las bibliotecas móviles para aquellos que los aman acaban siendo siempre una apuesta segura incluso para las Administraciones Públicas en épocas de crisis.

Gracias al Departamento de Bibliotecas por dejarnos trabajar en libertad y sobre todo, gracias a los USUARIOS, A LOS CIUDADANOS, que nos acompañan, animan, espolean y levantan a diario. Ellos son los destinatarios de nuestro trabajo  y de la pasión por las Bibliotecas, la Libertad y la Cultura.

Sirvan estas letras escritas con algo de euforia y poca reflexión, como agradecimiento inicial. En este blog, en nuestra página de Facebook Amigos del Bibliobús de Málaga  o en los tableros de Pinterest seguiremos informando de todo y complementando esta noticia con imágenes, enlaces y comentarios de nuestros amigos.

Muchas gracias a todos, por todo.

Continuamos.

Marcos Reina

2015. BIENVENIDO

Este blog que apenas ha tenido movimiento en varios meses se encuentra en fase de “refundación”. La estructura básica de la idea que lo hizo nacer continúa sin apenas cambios. Las personas que lo diseñamos en origen y que lo hemos hecho engordar aunque haya sido brevemente también seguimos por aquí. Pero lo que ha cambiado mucho es la situación de cada uno de nosotros en nuestros respectivos puestos de trabajo y las nuevas ventanas abiertas en los mismos. Las bibliotecas públicas, móviles y fijas están reescribiendo su papel en la Sociedad actual  con situaciones como la financiación, el perfil profesional y el papel del voluntariado o hasta el préstamo de pago y nosotros estamos obligados a hacer la misma lectura refundadora poniendo el foco en el ámbito que nos atañe, la Lectura Pública de ámbito Municipal. Desarrollamos nuestra labor en centros de información para los ciudadanos inscritos en Red y dentro de la Administración Pública. Ejercemos un conjunto de tareas multifacetadas y ofrecemos unos Servicios de carácter oficial y otros muchos de carácter oficioso, que hasta desde la profesión bibliotecaria nos cuesta cuantificar. Hay que estar a la vanguardia.

La tecnología nos va a dotar en los próximos años de un significado, de una identidad. El hardware y el software son Historia de la Informática y el “Internet de las cosas” es el futuro inmediato. Dependemos de lo qué hagamos con ella, de cómo la vamos a utilizar y qué fruto real le vamos a poder sacar. Y todo esto, en un contexto económico, social y político de crisis.

Es nuestra obligación tomar postura e intentar dejar a la Biblioteca Pública que nos toca defender en la mejor posición para su continua transformación dentro de las posibilidades con las que contamos. El año pasado dimos unos cuantos pasos hacia delante que se pudieron seguir desde aquí y desde otros medios (redes sociales como Pinterest, Facebook, medios de comunicación convencionales…), pudimos avanzar en varios frentes: actividades de animación mixtificadas, con una planificación de guerra contra el gasto y de cultivo de colaboraciones, alianzas y generación de afectividades en el entorno físico y virtual de las bibliotecas implicadas. También desarrollamos lazos con otros compañeros a nivel internacional y en el despacho de al lado, frunciendo una malla de información e intereses comunes que empieza a ser fructífera.

Esa ha sido nuestra labor. Y los planes de este bienvenido 2015 están muy claros. El interés principal es desarrollar los temas citados y otros que guardamos en la chistera a través de este blog y así canalizar la información hacia otros medios como la página de Facebook Amigos del Bibliobús de Málaga, a diferentes perfiles de Pinterest o a cualquiera de los medios que adoptemos por el camino (Twitter, Instagram, apps.?). Todo es posible, pero debe ser factible y útil, si no, no hay trato.

Otra de nuestras citas ineludibles es el próximo 7º Congreso Nacional de Bibliotecas Móviles.  Pronto hablaremos de esa magnífica cita bienal que nos proporciona energía para iniciar nuevas aventuras y dar a conocer las andanzas vividas.

Y vivir. También hay que vivir, cuando eso significa poner toda la atención en el Administrado, en el Ciudadano, en sus necesidades y demandas, en su colaboración. Y nuestra propia oferta, por supuesto. El equilibrio de todos estos factores nos conducirá a otro recodo del camino pero NUNCA a un callejón sin salida PARA LA LECTURA PÚBLICA, LAS BIBLIOTECAS Y LOS DERECHOS FUNDAMENTALES DE LOS CIUDADANOS.

FELIZ 2015

BIBLIOBUSI ACUARELA001 scaneado original

EPPUR SI MUOVE

“…Y sin embargo, se mueve…” Con estas palabras y escondiendo la cara en el embozo de su capa para no ser visto, terminaba Galileo Galilei la abjuración de sus teorías heliocéntricas ante el alto Tribunal de la Inquisición que le juzgaba.

Algo así está ocurriendo en las bibliotecas móviles en estos tiempos de crisis. En vísperas de una jornada de Huelga General (ir o no ir, that’s the question, otra gran frase…) detectamos como existe un irreductible sector de los profesionales bibliotecarios que pretende seguir con sus tareas de forma aún más inquieta, abierta, dúctil y activa que nunca. Los servicios bibliotecarios móviles no están siendo inmunes a los recortes pero también están encontrando apoyos masivos para que continúen en las mismas condiciones que tenían antes del “gran tsunami” recortador. Bibliotecarios que asumen lo que les dicen políticos y gestores pero que, como niños contestones, susurran”por lo bajini”: “Y sin embargo, nos movemos…”

Es fácil. Lo que aporta una biblioteca móvil, rural o urbana, realizando su labor entre carreteras y comunidades más o menos aisladas es  de un valor incalculable, los profesionales que trabajan en esos servicios consiguen grandes resultados con un alto nivel de calidad en la implementación del servicio, una inversión pequeña (en comparación con otros estipendios a cargo del erario público) y con un nivel de aceptación ciudadana que se acerca al hermanamiento con nuestros usuarios.  Es decir, las bibliotecas móviles están vacunadas (que no salvadas) contra la crisis, siempre y cuando los que trabajan en ellas sigan dando ese perfil contestón e imaginativo ante el desaliento y el olvido. 

Lo dicho: se mueven, nos movemos, por las dunas saharianas o por barrios urbanos que exigen que volvamos, navegamos por las redes sociales como peces en el agua. Movemos el esqueleto juntos y por separado. Tenemos afán universal y sentimiento local, volamos de un continente a otro y jugamos con argumentos fuertes, sentimentales, científicos, para extender la red del conocimiento, el manto de la educación, la cultura y la igualdad social.

Esta entrada, este blog, los 270 nuevos carnés del bibliobús de Málaga en octubre, los 15 E-readers que cargan sus baterías y sincronizan sus bibliotecas bajo mi mesa en este momento, todo esto, es fruto de esa perseverancia, de esa cabezonería. Eppur si muove. Y sin embargo (la biblioteca) se mueve.